Salud & Belleza

Mitos sobre productos naturales para blanquear los dientes

Tener los dientes blancos y radiantes es una de las mayores preocupaciones a la hora de hablar de la estética femenina, el consumo de café, tabaco y mate puede deteriorar la salud bucal. Cuando se observan manchas el los dientes, lo primero que se piensa es en soluciones rápidas y de bajo costo pero en muchos casos, se puede perjudicar los dientes con daños irreversibles a futuro.

Se dice que las frutillas y manzanas son blanqueadores por naturaleza debido a su propiedad denominada ácido málico, pero esto lejos está de ser real, ya que esta propiedad puede perjudicar notablemente la salud bucal.

“Hay alimentos que contienen ácido málico pero este compuesto lo que hace es dañar el esmalte dental por lo tanto, no es aconsejable utilizarlo con ese fin”, comentó especialista.

“Siempre es recomendable consumir frutas con la idea de obtener beneficios positivos para la salud y no porque van a blanquear los dientes, ya que en exceso pueden producir efectos contrarios y dañar el esmalte de la dentadura”.

Varios especialistas recalcan la necesidad de cepillado cotidiano luego de ingerir cítricos para evitar daños en la cavidad bucal.

El uso de bicarbonato de sodio puede al principio tener propiedades “blanqueadoras”, pero con el tiempo puede provocar graves daños en el esmalte dental. “El bicarbonato blanquea los dientes pero es muy abrasivo, lo que hace es pulir el esmalte. Seca las manchas y eso da una efecto de blancura que a la larga resulta nocivo”.

El consumo de lácteos como leche y quesos también se encuentra relacionados con una sonrisa brillante. El calcio que contiene estos productos proporcionan huesos más fuertes pero no guarda relación con una sonrisa más blanca.

“En realidad, no existen alimentos naturales que blanqueen los dientes, sino que lo que hacen es desmineralizar o “gastarlos”. Lo único que realmente tiene efectos es el peróxido de hidrógeno, agua oxigenada, pero no se encuentra de forma natural en el mercado para el uso que se necesita”, aseguró.

El esmalte es el único tejido del hombre que no se vuelve a reproducir por lo que resulta fundamental tener mucho cuidado del uso de recetas caseras para lograr el objetivo. En el caso de pastas dentales o enjuagues con agua oxigenada, solo lograrán aclarar solo un poco el tono pero no se podrá observar resultado estéticos reales.

Lo recomendable a la hora de querer una sonrisa deseada y sin peligros secundarios, es recurrir a especialistas que con tratamientos varios, que lograrán que el paciente quede satisfecho y con una salud bucal asegurada para lucir una sonrisa radiante por muchos años.