Entretenimiento

Las fuertes declaraciones de Gisele Bündchen sobre la perfección y el suicido

Una de las modelos mejor paga del mundo reveló que llegó a meditar sobre quitarse la vida.

 

La vida de Gisele Bündchen no es tan perfecta como parece. En sus nuevas memorias, “Lessons: My Path to a Meaningful Life”, la top model brasileña, de 38 años, reveló que luchó contra ataques de pánico tan extremos que consideró el suicidio. 

“Las cosas pueden ser perfectas por fuera, pero no tienes idea de lo que está sucediendo realmente“, dijo Bündchen en una entrevista a People. “He sobrevivido, pero no cambiaría nada ya que quién soy hoy es debido a esas experiencias “.

Una de las seis niñas criadas en Horizontina, Brasil, contó que pasó su infancia sin sentirse “especial” hasta que fue descubierta por un agente de modelos en un centro comercial en San Pablo a los 14 años. Ahí todo comenzó para ella. Sin embargo, el camino no fue nada fácil.

Después de un duro comienzo en la industria del modelaje, Bündchen consiguió notoriedad en 1997, cuando caminó en topless en un desfile del diseñador Alexander McQueen y apareció en todas las portadas de la revistas de moda como el “regreso de las curvas”.

En 2000, logró un contrato récord de USD 25 millones con la marca de lencería Victoria’s Secret y comenzó a salir con Leonardo DiCaprio, convirtiéndose en toda una celebridad.

Pero Bündchen dice que su fama rápida llegó junto con una sensación aplastante de ansiedad.

Gisele Bündchen y Leonardo Di Caprio

Gisele Bündchen y Leonardo Di Caprio

Tras un ataque de pánico durante un vuelo en 2003, la hoy esposa del deportista estadounidense Tom Brady desarrolló miedo a los túneles, ascensores y otros espacios cerrados: “Tu mundo se vuelve cada vez más pequeño y no puedes respirar”, explicó.

Pero todo empeoró e incluso contempló el suicidio para terminar con esos pensamientos.

La maniquí contó cómo fue la noche en la que pensó quitarse la vida en su casa: “Sentí que todo en mi vida iba a matarme. Todo se había convertido en una jaula, y yo era el animal atrapado en el interior. No podía ver una salida, y no podía soportar otro día sintiéndome así. La idea me dominó entonces: tal vez sería más fácil si saltaba. Todo terminaría”.

Después de ver a un especialista, que le recetó Xanax, decidió que no quería depender de la medicación. “Yo estaba como,” ¿Qué pasa si pierdo esa píldora? ¿Entonces qué? ¿Voy a morir? Lo único que sabía era que necesitaba ayuda”.

Con el consejo de los médicos, Bündchen hizo un cambio total en su estilo de vida.

Después de eso, llegó el momento de repensar sus relaciones también. En su momento de introspección se dio cuenta de que estaba “sola” y decidió separarse de DiCaprio en 2005.

Mirando hacia atrás, no tiene resentimientos. “Todas las personas que se cruzan por nuestro camino son nuestros maestros. Creo que él era así y lo honro por lo que era”.

(Getty Images)

(Getty Images)

Hoy Bündchen está alejada de las pasarelas y disfruta de la familia que conformó con el jugador de fútbol americano de los Patriots, con quien está casada desde el año 2009. Tienen dos hijos en común: Vivian (5) y Benjamin (8). Brady, por su parte, es padre de otro niño, producto de su relación con la actriz Kathryn Moynahan.